China perdió la guerra y, con ella, la isla de Hong Kong. Debió abrir, cinco puertos a los productos ingleses, con tarifas bajas o nulas, y tuvo que conceder extraterritorialidad a los comerciantes extranjeros, como si fueran diplomáticos.

Durante el siglo XVIII el consumo de opio se habia extendido tanto en China que el gobierno tuvo que recurrir a la importación de opio para poder atender la demanda.

Las relaciones comerciales con el Reino Británico se inician en 1699. A pesar encontrarse prohibido por las leyes chinas, el tráfico del opio fue perseguido y monopolizado por los ingleses desde 1799 hasta 1834.

La primera Guerra del Opio (1839-1842) tuvo lugar entre Gran Bretaña y China. En la segunda Guerra del Opio (1856-1860), Gran Bretaña y Francia se enfrentaron a China. Los cálculos sobre el número de fumadores de opio en China en esa época oscilan entre 100 y 150 millones, de los que aproximadamente un 10% podían tener una fuerte adicción al opio.

Preocupados por el rápido crecimiento de este negocio ilegal, el gobierno se empeñó en la erradicación del comercio de drogas. Cuando los oficiales chinos capturaron y destruyeron grandes cantidades de opio, el gobierno británico envió tropas para respaldar las demandas de un tratado comercial o la cesión de una isla, para la protección de los ciudadanos ingleses. Este hecho desencadenó la “primera guerra del opio”, el 3 de noviembre de 1839, con el ataque de la flota británica a la armada china en Hong Kong.

El 29 de agosto de 1842, se firma la Paz de Nankíng entre China y Gran Bretaña que pone fin a la “guerra del opio”, y por el que esta obtiene la cesión de Hong-Kong y la apertura al comercio inglés de cinco ciudades chinas. Victoria sufre otros dos atentados.

China perdió la guerra y, como consecuencia, la Gran Bretaña y otras potencias occidentales, incluido Estados Unidos, ocuparon por la fuerza las “concesiones” que les generó especiales privilegios comerciales. Hong Kong fue cedido a la Gran Bretaña en 1842, bajo el tratado de Nanking.

La Segunda Guerra del Opio, (1856 – 1860) China vs Inglaterra y Francia, después de que los chinos se negaron a ceder ante la presión británica de legalizar el opio y permitir el acceso a puertos en el interior. El Tratado de Tientsing, firmado en 1858, abrió 11 puertos más a los poderes occidentales y legalizó la importación del opio.

El opio se extrae de una planta llamada adormidera (Papaver Somniferum).El 29 de agosto se firma la Paz de Nankín entre China y Gran Bretaña que pone fin a la “guerra del opio”, y por el que esta obtiene la cesión de Hong-Kong y la apertura al comercio inglés de cinco ciudades chinas. Victoria sufre otros dos atentados.

Se calcula que en 1880 lad importaciones china del opio pasaban de las 6.500 toneladas al año y la población adicta en más de 15 millones.