Las manifestaciones artísticas de una niña autista, han inspirado una nueva teoría para explicarse los dibujos hechos durante la edad de piedra.

Las manifestaciones artísticas de una niña autista, han inspirado una nueva teoría para explicarse los dibujos hechos durante la edad de piedra, encontrados en numerosas cavernas de Europa. De acuerdo a la nueva teoría, en lugar de interpretar éstos como las primeras manifestaciones de la mente creativa del hombre, un psicólogo las interpreta como que fueron hechas por mentes subdesarrolladas.

Por décadas los arqueólogos han asumido que los artistas de las cavernas eran inteligentes y comunicativos. Estas ideas se confirmaban después de los hallazgos de pinturas hechas en las cavernas de Chauvet en el sudeste de Francia, que de acuerdo a los estudios de radioisótopos, tenían más de 31.000 años. La fluidez y realismo de las figuras animales parecían comprobar que el hombre de aquella época ya había desarrollado el lenguaje y otras habilidades necesarias para desarrollar esta sofisticada técnica.

Pero Nicholas Humphrey del New School for Social Research en Nueva York, no está convencido de esto. Siguiendo las habilidades artísticas de un niño autista, concluye que las pinturas de las cavernas no representan a los primeros artistas de la edad del simbolismo, sino que por el contrario eran “los últimos inocentes” (Cambridge Arcchaeological Jounal, vol. 8, pág. 165,1998).

Humphrey encuentra muchas similitudes entre las pinturas de las cavernas de Chauvet y Lascaux y las pinturas hechas por una niña autista, llamada Nadia, que nació en Nottingham en el año 1967. Nadia, desde la edad de tres años, dibujaba con un sorprendente realismo.

En la década del 70, Lorna Selfe, psicóloga inglesa, escribió un libro acerca de Nadia. Allí se reproducen sus dibujos de caballos, vacas y elefantes, que son muy parecidos a los caballos, bisones y mammoths pintados por los artistas de las cavernas. “Ambos eran de un sorprendente realismo y perspectiva”, afirma Selfe. Ambos también capturan a los animales en movimiento con todas las formas que ello involucra. Casualmente, como Nadia, los artistas de las cavernas, pintaban a los animales unos encima de otros.

Humphrey cree que el talento artístico en ambos casos, nace no a pesar de la deficiencia mental, sino por causa de ella. Los dibujos, Nadia, los realizó entre los tres y seis años, cuando no conocía nada del lenguaje y parecía ciega a la ligazón conceptual de los objetos. Selfe cree a su vez que Nadia, lejos de saber los nombres y conceptualizar los objetos, los tenía sólo en su memoria. Ella tenía sólo una impresión visual de ellos.

Nadia, a la edad de doce años, ha adquirido un vocabulario funcional, y junto con ello ha perdido sus habilidades creativas. Humphrey piensa que algo similar debe haberle ocurrido a los artistas de las cavernas. El sugiere que hace 20.000 años, el hombre desarrolló la capacidad de hablar acerca de otras personas, pero no acerca de los animales, plantas o herramientas. Cuando el lenguaje progresó hasta incluir estos objetos, el arte se vio menoscabado.

En todo caso la nueva teoría es tan controversial, que la revista se vio obligada a publicar el trabajo junto con una serie de críticas de muchos expertos. Según Steven Mithen, arqueólogo de la Universidad de Reading, dice que las capacidades mentales, incluyendo el lenguaje, comenzaron a evolucionar hace 100.000 años. El duda que una mente sin las capacidades conceptuales modernas, pueda dibujar formas complejas geométricas y otras imágenes abstractas que se han visto a menudo en dibujos de la Edad de Piedra.

Pero Uta Frith, psicóloga de la University College of London, se manifiesta de acuerdo con Humphrey y cree que es un error creer que las manifestaciones pictóricas de las cavernas sean una prueba de que esos artistas tuvieron un cerebro desarrollado como el nuestro. Pero también duda de que no hayan sido capaces de hablar y comunicarse en aquella época. En todo caso ella afirma que a muchos niños les falta el lenguaje, pero muy pocos son capaces de dibujar como lo hizo Nadia.